‘Salvando la elección’: Capítulo ‘México’

La revista Time es una de las publicaciones más influyentes del mundo. Su nombre es un acrónimo que resume las palabras en inglés: Hoy la Información Significa Todo. Se publica semanalmente desde 1923 y cuenta con ediciones regionales y locales, editadas prácticamente en todo el mundo.

En días pasados esta prestigiada revista, publicó un artículo cuyo contenido es realmente increíble, por tratarse literalmente de una confesión sobre la comisión de una larga lista de delitos, cometidos por ellos y los medios masivos de información, así como las élites del poder en los Estados Unidos, coludidas con los militantes de izquierda, las autoridades electorales, los tribunales y los congresos.

De acuerdo con Time, todos ellos se unieron en una conspiración de enormes proporciones, para evitar que el expresidente Trump y los republicanos obtuvieran el triunfo en las elecciones pasadas, generando información falsa, aplicando todo tipo de maniobras fraudulentas para inclinar la balanza de los votos hacia el otro partido, e incluso a cambiar las leyes electorales locales para lograrlo.

Es todavía más increíble que en la publicación, la revista se manifieste hasta orgullosa de haber participado en los hechos que describe, justificando su participación con el argumento contradictorio de que “así se salvó la democracia y se evitó el desastre”.

En el pasado, hemos estado acostumbrados a escuchar argumentos falaces para tratar de ocultar o disfrazar actos que son inmorales y hasta delincuenciales de parte de oligarcas, políticos corruptos y demás fauna nociva para la sociedad.

Es muy interesante observar, como los que antes intentaban esconder sus fechorías envueltos en la túnica de la hipocresía, hoy han dejado caer el atuendo para celebrar cínicamente sus delitos y develar ante el mundo su condición amoral, su falta de principios y de valores.

Esgrimiendo el ridículo argumento de haber salvado a la democracia mediante la estrategia de destruirla ellos mismos, se muestran triunfadores ante los pueblos del mundo, muchos de los cuales han tenido que sufrir invasiones y masacres de su parte, justificadas con la excusa de estar defendiendo la democracia y la libertad. Principios que ellos mismos pisotean y violan en su propio territorio.

Hoy que sabemos esto, expresado por uno de los “respetables” participantes en los hechos, estaremos esperando ver con qué cara justifican su próxima invasión, para apoderarse de las riquezas naturales de algún país, devastando a las poblaciones que los habitan.

Esto es un ejemplo muy claro de lo que la oposición mexicana estaría encantada de hacer en los procesos electorales de nuestro país y ya los estaríamos viendo justificar sus delitos con los mismos argumentos ridículos que leímos en la revista Time.

Por fortuna, la consciencia colectiva de los mexicanos en relación con los temas electorales y políticos, pudo escalar a otro nivel, después de la actuación devastadora de los gobiernos que sufrió nuestro país en las últimas décadas y va a ser muy difícil que a pesar del dinero y de los medios, se pueda vencer a una enorme mayoría consciente, que está clara en el rumbo que ha decidido para el avance de México.

Como dijo el Presidente López Obrador: “No se puede vencer a quien no sabe rendirse”.