Se nos perdió el ex gobernador de Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca.

Nadie sabe y nadie supo la razón, por la cual el ex mandatario no acudiera a entregar la gubernatura al morenista Américo Villarreal.
Y es la primera vez en 80 años, que la transición ocurre con la ausencia del gobernador saliente, pues Cabeza de Vaca decidió no presentarse sin dar explicación.

Cabe recordar que el día de hoy, el panista perdió el fuero constitucional, por lo que se señala que la Fiscalía General de la República (FGR) podría cumplir las órdenes de aprehensión giradas en su contra por los delitos de delincuencia organizada, operaciones con recursos de procedencia ilícita y defraudación fiscal equiparada.

Sin embargo señala, que se encontraba muy activo en su cuenta de Twitter oficial, pero no ha hecho comentarios sobre la toma de protesta ni su ausencia en el evento. Hasta el viernes publicaba posts en los que destacaba los logros de su gobierno.

Tras su inasistencia, las redes sociales, calificaron al panista de “miedoso, cobarde y asesino, mereces la cárcel”. Es el primer gobernante estatal que se niega a tomar la protesta al nuevo gobernante.

Pero no fue el único, la fracción de legisladores del PAN, informó que no acudirá al acto en que Villarreal rendirá protesta, mientras diputados de otros partidos convocados por la diputación permanente confirmaron su asistencia.

Advertisement