Roban en el IMSS 10,100 dosis de vacunas contra la influenza; reporta COFEPRIS

La Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) emitió una alerta sanitaria por el robo de 101 piezas de la vacuna Vaxigrip en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) que sirve para prevenir la influenza.

Los hechos ocurrieron el pasado 12 de octubre, informó el encargado de la dependencia, José Alonso Novelo Baeza detalló que recibió la notificación del robo por parte del Seguro Social.

Se trató de más de 100 piezas de la vacuna Vaxigrip, lo que equivale a 10 mil 100 dosis de la vacuna, por lo que no se garantiza la seguridad y eficacia del producto, además su uso o aplicación representa un riesgo para la salud.

En un comunicado se informó:

“La Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios fue notificada por el IMSS del robo de la vacuna Vaxigrip®️ f.f suspensión, con número de registro sanitario 478M96 SSA, fabricada por Sanofi Pasteur, con número de lote U3J491V y fecha de caducidad junio de 2021, para uso exclusivo del Sector Salud. Vaxigrip®️ es una vacuna para la inmunización activa contra virus de la influenza A y B”.

¡Siguen robando medicamentos!

En lo que va de octubre, la Cofepris ha emitido al menos cuatro alertas sanitarias por el robo de medicamentos, y su comercialización, tal como ocurrió con la sustracción de 37 mil 956 piezas de medicamentos oncológicos el pasado 5 de octubre en unos almacenes de la Ciudad de México.

También advirtió sobre el robo y venta ilegal de vacunas para combatir las diferentes cepas de influenza, las cuales son fabricadas por el laboratorio Sanofi Pasteur y solo se distribuyen al sector salud.

Cofepris ha informado a la población en general que estos lotes de vacuna contra influenza son dirigidos especialmente a hospitales públicos, por lo que no pueden comprarse en farmacias particulares, hospitales privados o a través de internet y redes sociales.

“A los hospitales privados, farmacias y puntos de venta, se les recomienda abstenerse de adquirir para comercializar productos para uso exclusivo del sector salud, lo anterior de conformidad con lo establecido en el artículo 34 del Reglamento de Insumos para la Salud”.

Por lo que se invita al público, que en caso de identificar su venta fuera del sector salud, a no adquirirlo y denunciar de inmediato a la Cofepris.

“Llamamos a reportar cualquier reacción adversa o malestar relacionado al uso o consumo de medicamentos, esta Comisión Federal continuará con las acciones de vigilancia para evitar que los productos, empresas o establecimientos incumplan con la legislación sanitaria vigente y no representen un riesgo a la salud de la población”, concluyó el documento.


Con información de El Universal