Recupera el gobierno la capacidad de Pemex en la distribución de gasolina

Petróleos Mexicanos prepara una red propia de distribución de gasolinas, con la cual, la paraestatal entra a la competencia de esta importante actividad económica en la que participan múltiples empresas nacionales y extrajeras.

“Red Pemex”, como se le conocerá a esta empresa del gobierno, estará conformada por 500 estaciones que iniciará operaciones en la colonia Condesa del al Ciudad de México.

La operación de esta red tiene el mismo esquema de licitación que el presidente Andrés Manuel López Obrador utilizó durante su gestión como jefe de Gobierno de esta ciudad.

El esquema que utilizará Pemex y que ya inició con la licitación de esta primera gasolinera, será comprar terrenos y construir las estaciones de servicio, revelaron funcionarios de la petrolera que solicitaron no ser citados.

La administración será licitada entre terceros bajo la figura contractual de permiso de adjudicación revocable, misma que se ha utilizado el gobierno de la Ciudad de México para entregar espacios bajo puentes.

El plan es que la petrolera nacional tenga injerencia en siete de cada 10 estaciones de servicio que operan en el país, y siga siendo la mayor distribuidora de combustibles automotores del país, tomando en cuenta que del consumo total, el 93.1%, sigue siendo suministrado por la empresa estatal.

Con esta medida se frena la apertura indiscriminada de gasolineras que inició en la administración del Peña Nieto, con el fin de monetizar activos improductivos.

A propósito de los ataques a los pozos de Arabia Saudita, y el subsecuente movimiento en los mercados mundiales, el presidente López Obrador despejó la duda de un posible incremento del precio de gasolina, y reiteró que no habrá tal incremento en términos reales, y no habrá desabasto.

Con información de Vanguardia