Por ser responsables de apagón; CFE sacará de operación a generadoras de energías renovables

“En México, ni el gobierno federal, ni la gran industria, ni la mediana y pequeña industria, ni el sector comercio, y tampoco los usuarios domésticos pueden seguir subsidiando a los inversionistas privados“, informó la Comisión Federal de Electricidad (CFE) al asegurar que no se seguirá subsidiando a los inversionistas privados que tengan participación en el mercado eléctrico.

Durante una videoconferencia para dar seguimiento al desbalance que provocó, tal y como lo informamos, que poco más de 10 millones de usuarios quedaran sin luz la semana pasada, la Comisión eléctrica afirmó que el sistema nacional “no tolera mayores excesos de generación intermitente mal planeada, y no podrán construirse más líneas de transmisión de respaldo a los generadores privados a costa de incrementar las tarifas a 45 millones de usuarios”.

Manuel Bartlett, director general de la CFE, precisó que el acta que recibieron por parte de Protección Civil de Tamaulipas, luego del incendio que provocó el apagón nacional el lunes es apócrifa, y actualmente se investiga a las personas que puedan estar involucradas, pero “el evento sí ocurrió y se busca desviar la atención”.

CFE responsabiliza a generadoras de energías renovables por mega apagón

Luego de que la semana pasada se registrara un magno apagón que afectó a aproximadamente 10 millones de personas, la Comisión Federal de Electricidad (CFE), a cargo de Manuel Bartlett, señaló que se pedirá sacar de operación a las generadoras de energías renovables, pues detalló que son las responsables de dicha afectación.

Lo anterior, durante la tradicional conferencia de prensa del Ejecutivo nacional, donde la CFE apuntó que la falla en el sistema eléctrico ocurrió cuando “había muy baja demanda”, y una generación de energía eólica y fotovoltaica que representaba 28% del total, “el mayor valor en la historia”.

Luis Bravo, director de Comunicación Corporativa de CFE, expuso que “como medida preventiva en demandas bajas, el Centro Nacional de Control de Energía (Cenace) se verá obligado a sacar de operación parte de la generación renovable intermitente para asegurar la confiabilidad del sistema nacional”.

Asimismo, el funcionario añadió que “este tipo de centrales eléctricas, además de requerir respaldo de generación convencional, carece de la inercia mecánica y no tiene capacidad para apoyar en el restablecimiento del sistema a una condición estable”.

Con información de La Jornada

error: Content is protected !!