Debido a la posibilidad de que un Congreso opuesto al presidente en turno se convierte en un ancla en contra de cualquier transformación y para evitar el riesgo de que el próximo mandatario solo esté “de florero, de adorno, de pelele, de títere”, el Presidente Andrés Manuel López Obrador sugiere a todos los partidos que su estrategia se centre en crear una avalancha de votos a favor de su movimiento.

“Yo no dije que era una avalancha de votos para un partido en particular (…) es que cualquier partido, cualquiera que participe en un proceso de transformación, sea partido, sea bloque de partidos, coaliciones, la recomendación”, afirmó.

Y es que, de no haber contado con el respaldo del Congreso desde 2018, seguramente se le habría obstaculizado, como lo viene intentando la oposición desde el inicio de su administración, sin embargo, por haber contado con la mayoría simple en las Cámaras, se han logrado realizar los cambios necesarios por el bien de todo el país.

“Para transformar se requiere no solo votar por el presidente, del partido que sea, si se le va a dar el apoyo, que sea completo sino va a estar de florero, de adorno, de pelele, de títere, nada más por la parafernalia del poder: ciudadano presidente, señor presidente, así lo quieren, así los tenían”. aseguró.

El mandatario agregó que esto no significa un riesgo de “dictadura”, como muchos aseguran, pues en México existen figuras como la no reelección, la revocación de poder y la eliminación del fuero al presidente, por lo que éste puede ser juzgado por cualquier delito o retirado de su cargo mediante una consulta.

“No le des tanto poder al presidente porque se vuelve dictador ¡Ay nanita! (…). Cómo se vuelve dictador un presidente si no hay reelección (…). Saben que pueden reelegirse los diputados y vuelven. Quién aprobó esa reforma, el conservadurismo y estuvieron a punto, Salinas acarició la idea, quiso convertirse en jefe máximo”, criticó.