SinLineaMX - Live

La semana pasada el gobernador de Nuevo León salió en sus redes sociales, publicando un video donde les reclama a los habitantes de su estado por quejarse con él de la escasez de agua, que los obliga a levantarse a las 4 de la mañana para tener por unas horas acceso a ella, teniendo que pagar hasta 100 pesos por un garrafón a las empresas embotelladoras, a quienes este líquido les sobra tanto como para vendérselo a los habitantes.

Les dijo que no le reclamaran a él, porque para solucionar ese problema estaba CONAGUA, no su gobierno, que si querían mentarle la madre a alguien ahí estaba el Bronco, que él como quiera iba a “aguantar vara”, porque para eso había entrado al gobierno. Qué curioso, todos menos él pensamos que un gobernador debe de resolver problemas, porque para eso la ciudadanía vota; pero García desde su mundo, considera que se está ahí para “aguantar vara”, incluso después de haber tenido tiempo suficiente para prevenir que esto les iba a suceder y preparase para mitigar la situación buscando soluciones. De hecho, este sujeto petulante, inútil y presumido, rechazó la oportunidad de hacer un acuerdo con otros estados para evitar este problema, diciendo que el agua de Nuevo León era solo para los neoleoneses.

En lugar de dar una explicación clara y coherente de cómo está trabajando su gobierno para solucionar este asunto, sale a quejarse como niño consentido mientras leía al público un mensaje de twitter donde según él “lo ofendían injustamente”, en una actitud inmadura y prácticamente de risa, donde solo evidenció que no está preparado para enfrentar seriamente sus responsabilidades, ya no digamos para gobernar un estado.

Y como está de moda decir que “hay tiro”, en la otra esquina del cuadrilátero vemos a una gobernante profesional, preparada y serena explicando lo que está haciendo para evitarle a los habitantes de la Ciudad de México y hasta a los del Estado de México, un futuro como el que están teniendo que vivir en Nuevo León con el problema del agua.

Claudia Sheinbaum explicó detallada y claramente, que celebró un acuerdo histórico con el Estado de Michoacán, para que se financie con recursos de la Ciudad y del Estado de México la construcción de un sistema de riego hacia 2 mil 300 hectáreas del canal Bosque-Colorines, a fin de dotar de agua potable a 17 comunidades de los municipios de Zitácuaro, Jungapeo, Susupuato y Juárez, para además recuperar el abastecimiento de la presa El Bosque hacia el valle de México por medio del sistema Cutzamala.

En la presentación del proyecto, la jefa de Gobierno precisó que en la zona metropolitana se ha hecho una inversión de gran magnitud para mejorar de manera integral el abasto y la distribución de agua, por lo que no están en una situación como la de la zona metropolitana de Monterrey.

El proyecto consiste en tecnificar 2,300 hectáreas de 1,100 agricultores con un sistema de riego por microaspersión y goteo, para de esta manera terminar con el huachicoleo de agua que realizan con 1,618 tomas irregulares, lo cual permitirá recuperar al sistema Cutzamala hasta 3 mil litros de agua por segundo provenientes de la presa El Bosque.

Gracias a las acciones e inversión que se han realizado para mejorar el abasto de agua en Iztapalapa, se ha incrementado en casi 200% el número de horas de servicio efectivo al año del tanque Cerro de la Estrella, al pasar de 600 horas en 2018 a 1,700 el año pasado. En la zona metropolitana del valle de México lo que se ha hecho es una administración sustentable del agua, buscar nuevas fuentes de abastecimiento, con una visión a largo plazo para la ciudad y el estado de México, en un trabajo conjunto con la Conagua.

Aquí queda muy claro el profundo contraste que existe entre las dos formas de gobernar una entidad; una con la ineptitud absoluta que la oposición ha demostrado en los últimos 40 años, otra con la visión de bienestar común que se práctica a través de la 4ª transformación de México. Así es que si quieren tiro en el 2024 pónganse en forma.

Como dijo el filósofo austriaco nacionalizado estadounidense Paul Watzlawick: “Toda percepción y todo pensamiento son relativos y operan por comparación y contraste”.

Por Erika