A tres meses de que termine el presenta año, Petróleos Mexicanos (Pemex) ya superó en un 42 por ciento las ventas totales registradas en 2021 y quedó muy por encima de aquellas reportadas antes de la pandemia, lo que ha sido impulsado por el aumento de la demanda al reiniciar la movilidad de la población y a los altos precios internacionales del petróleo.

En total hasta septiembre, Pemex ha realizado ventas de petrolíferos por 965 mil 460 millones de pesos, de los cuales 539 mil 322 millones corresponden a gasolinas, 141 mil millones a diésel y el resto a gas LP, turbosina, combustóleo y asfaltos.

El promedio de precios al consumidor de las gasolinas, hasta septiembre, se ha colocado en 8.1 por ciento, por debajo del 8.53 por ciento de inflación general en nuestro país, gracias al subsidio otorgado por el gobierno, aunque hay que tomar el cuenta el componente de libre mercado que influye en los precios finales del combustible.

Durante ese periodo, el consumo interno de petrolíferos ascendió a 1.3 millones de barriles diarios, de los cuales 673 mil consistieron en gasolinas, 262 mil en diésel y el restante en otros derivados, sin embargo, la producción de Pemex sumó 907 mil barriles diarios y se importaron 740 mil 900.

Al respecto, el director general de Pemex, Octavio Romero Oropeza, recordó hace unos días que la autosuficiencia energética en este rubro se alcanzará, o estará muy cerca de ello, antes de terminar el presente sexenio.

“¿En qué tiempo estamos pensando dejar de importar gasolinas? Al finalizar esta administración, incluye terminar Dos Bocas, terminar la coquizadora de Tula, terminar la coquizadora de Salamanca y poner prácticamente al 100% ya de su capacidad o de su máximo de capacidad en este momento al SNR (Sistema Nacional de Refinación). Entonces, el compromiso es 2024 lograr la autosuficiencia o estar por lo menos muy cerca de esto”, dijo.