A pesar de no sumar nada, el BOA quiere a los Calderón en la coalición para el 2021

Escribe: Javier Lozano

El BOA insistió que únicamente aglutinados podrán vencer al presidente Obrador. ¿Será? Hoy el diario nacional del Heraldo publicó algunos datos recolectados en donde Morena sigue manteniendo un paso sólido en las entidades; incluso, tanta es su ventaja que, más del 50%, se inclinó por el partido guinda. Algo similar ocurrió en toda la geografía del país: Regeneración Nacional acumuló un enorme potencial en las proyecciones en la que ganaría bastiones importantes del PAN y PRI.

Entonces, el informe del Heraldo, contradice el envanecido lenguaje del Bloque Amplio Opositor que, en esta fase, aseguró que el momento estelar de Morena es transitorio.
Sin embargo, ni es temporal, ni mucho pasajero. Las cifras son contundentes cómo para qué la oposición se aglutine en Bloque de forma ansiosa y desesperada de sobrevivencia. Eso lo han admitido.

Solos no pueden superar la hegemonía que concentró el presidente Obrador; asimismo, mientras más confrontan el mandatario más lo fortalecen. Suena paradójico, pero más del 65% de la población del país aprobó su gestión en el primer tercio de su administración. Eso significó que, si hoy en día habría revocación de mandato, Andrés Manuel noquearía al sistema de la derecha con amplio margen.

Por esa razón el BOA no afloja la situación. Las aspiraciones de tratar de armar un equipo u alguna alineación de “figuras” desinfladas y desacreditadas que puedan competirle al presidente, no ha podido cuajar. El Bloque es un dilema. A pesar de los llamados desesperados del PRI, PAN y PRD, a la sociedad— “que les insiste en los malos manejos del mandatario” (manipulación), sus intentonas son secas y huecas.

En ese desafiante reto, repatriarán nuevamente al expresidente, Felipe Caderón y su esposa, Margarita Zavala: ambos que son amos y dueños de la plataforma política, México Libre. Más allá de que la expresión del Calderonismo se frenó por el resolutivo final de los tribunales de justicia electoral, no querrán dejar pasar la oportunidad y se sumarán aun desmantelado Bloque Amplio Opositor para sostener un anhelo que todo indica será un fracaso.

No es nada sencillo para el BOA cargar la enorme loza de la corrupción, el cinismo y desistieres que creció de la inmensa población que desaprobó desde el 2018 este tipo de alianzas. Finalmente, habrá un desenlace semejante que requerirá mucho más que la suma de PAN, PRI, PRD y México Libre. Esto significa que, en 2021, tendremos un saldo negativo que atestiguará los terribles efectos de la coalición cuando pierdan entidades importantes.

Ahora, ¿Qué consecuencia positiva suma México Libre? La decisión del PAN de buscarlos para sumarse al frente amplió arrojó muchas lecturas no sin antes descifrar que, fue una mala elección. Felipe y Margarita prácticamente no jalan votos. El fracaso reciente de su candidatura independiente y el tropiezo de su partido, fue un golpe sumamente durísimo. En cambio, es mejor cuestionarnos ¿Quién ganaría más con esta convergencia?

Por su puesto que Felipe y Margarita. No tienen nada que perder y todo que obtener. De concretarse la invitación del presidente del PAN, Marko Cortés, aumentan las posibilidades de ganar espacios en 2021. De hecho, ese es uno de los requisitos para que vuelvan a las filas del panismo; eso lo confirmó en la lista de prioridades que condicionan su participación. Era lógico que el costo sería muy alto hacia la cúpula panista; entonces, se trataría de una decisión que, en términos políticos, arrojaría un desdén de quienes desean aspirar. Asimismo, las heridas que produjeron los encontronazos con Ricardo Anaya, siguen abiertas y estarían en posibilidad de producir mucha tensión en el seno del blanquiazul.

Por último, en la cancha donde habrá una disputa electoralmente hablando, el director técnico del equipo del BOA, tiene concentrado en la alienación estelar al Calderonismo; a pesar de que son jugadores poco productivos en la actualidad, el malestar que acumuló el Bloque Amplio es uno de los propósitos para ganar una de las contiendas más importantes de la historia.
Marko Cortés no tiene de otra: tendrá que ceder a los caprichos de Margarita y Felipe aunque el precio de la negociación sea muy alto.
Notas finales

Ya se descaró el BOA. Hace unos días el Consejo Nacional alzó la mano en sincronía de un acuerdo planchado para que el PAN pueda ir en coalición con el PRI. Qué razón tuvo siempre Andrés Manuel y Mario Delgado: el PRIAN existió todo el tiempo. También, se sumó una blandengue estructura perredista que da lástima a fin de responder a los intereses de la derecha.

Columnas

Columnistas invitados en Sin Línea