De gira por Guerrero, el presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que a los “corruptos” no les gustan los programas sociales, y los llaman despectivamente como ‘populismo’.

“¡Qué se vayan al carajo!”, indicó.

“Puede ser que el próximo (presidente) tenga la misma idea y siga apoyando pero imagínense si regresan los corruptos, no les gustan estos programas dicen que son populistas, porque lo que se les daba a los de arriba, a los potentados, eso les llamaban fomento o rescate y lo poco que se les da a los pobres, lo llaman despectivamente populismo, ¡Qué se vayan al carajo!”, señaló el mandatario federal.

El mandatario encabezó el evento de Programas para el Bienestar, desde Chilapa de Álvarez, Guerrero, y destacó que son 5 mil pesos mensuales los que se entregan para cultivar tierras, parcelas, ya sea árbol frutal o maderable, que van a ir aumentando hasta terminar su gobierno.

El mandatario también habló de la reelección, sobre la que refrendó su convicción maderista que rechazarla, pues dijo que se jubila para el 2024 y que se le debe dar la oportunidad a las siguientes generaciones:

“Les digo que yo termino a finales de septiembre de 24 y no hay reelección porque yo soy maderista. Yo ya termino mi ciclo, me voy a jubilar, ya llevo luchando 40 años y no hay que tenerle mucho apego ni al poder ni al dinero y hay que darle oportunidad a otros, no sentirse insustituible”, señaló el presidente.

El mandatario destacó que en las comunidades más apartadas de nuestro país, es la población que accede a Becas para el Bienestar Benito Juárez, desde preescolar hasta universidad, que el programa Jóvenes Construyendo el Futuro contribuye en la generación de empleos y que se entregan gratuitamente fertilizantes ayuda a 15 mil 608 productores del campo.