“Por notoria improcedencia”: Jueza desecha amparo de Mauricio Toledo, pretendía frenar su desafuero

Una juez federal desechó un amparo que promovió el legislador del Partido del Trabajo, Mauricio Toledo, con el cual buscaba frenar el proceso de desafuero en su contra en la Cámara de Diputados.

La titular del Juzgado Noveno de Distrito en Materia Administrativa, Dinorah Hernández, aclaró que los actos realizados en el Palacio de San Lázaro durante una declaración de procedencia no son impugnables ante el Poder Judicial.

“Los actos reclamados por el promovente derivan de las atribuciones conferidas en la Constitución en exclusiva a la Cámara de Diputados, contra la cual, no procede el juicio de amparo, incluso aquellas realizadas por la Sección Instructora, por lo que los actos realizados de conformidad con las funciones que le fueron otorgadas constitucionalmente no pueden ser materia del mencionado juicio”, puntualizó.

Cabe recordar que este próximo miércoles a las 11:00 hora el Jurado de Procedencia de la Cámara de Diputados discutirá y votará el dictamen de la sección instructora que propone retirarle el fuero a Toledo y al morenista Saúl Huerta.

En caso de aprobarse, la Fiscalía General de Justicia de la Cuidad de México podría ejercer acción penal contra Toledo por el delito de enriquecimiento ilícito.

El diputado federal por el PT, Mauricio Toledo, dijo a través de un comunicado que es inocente de las acusaciones en su contra por enriquecimiento ilícito.

Dijo además, que es víctima de una persecución política y culpó a la jefa de Gobierno de Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, de haber influido en denuncias de vecinos de Coyoacán, en su contra.

El petista señala que su caso presenta violaciones al debido proceso y a su derecho a la presunción de inocencia. Y acusó a las autoridades de Ciudad de México de ocupase en un tema de carácter del Poder Legislativo y no en la tercera ola de COVID-19 o en la atención a víctimas del colapso en la Línea 12.

“Soy víctima de una persecución política, de una campaña de desprestigio desde la sección instructora de la Cámara de Diputados y la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México, mediante un procedimiento donde ha sido evidente la violación sistemática al debido proceso, para llevarme a toda costa no solo a un juicio de procedencia, sino para someterme arbitrariamente a un proceso penal que podría traer como consecuencia privarme de mi libertad siendo inocente”.

Con información de Milenio