Por depósitos y retiros millonarios; UIF denuncia ante FGR a panista Gil Zuarth

El que sigue…

La Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) denunció ante la Fiscalía Especializada en Combate a la Corrupción, al ex senador panista Roberto Gil Zuarth, luego de que se le detectaran más de 40 millones de pesos en depósitos en efectivo y donativos.
Pero es no es todo, depósitos de más 170 millones de pesos en tarjetas, compras y blindaje de vehículos.

De acuerdo con Milenio, quien tuvo detalles de la investigación que ya fueron enviados a la Fiscalía Especializada en Combate a la Corrupción el pasado 17 de febrero.

En la investigación de la UIF, señala que el panista recibió entre marzo y julio de 2017, la cantidad de 3.2 millones de pesos en efectivo y luego, los retiró íntegramente.
Además, entre 2019 y 2020, recibió también en efectivo, 19.2 millones de pesos y retiró 19.4 millones, sin saber el origen del dinero

El medio preguntó a Gil Zuarth y señaló que no ha sido notificado de alguna investigación en su contra, ni por la UIF o la Fiscalía

“Absolutamente ninguna preocupación” pues “mi patrimonio, mis ingresos están perfectamente declarados, los pagos de mis tarjetas de crédito se realizan desde mis tarjetas bancarias, no tengo depósitos en efectivo que no se pueda aclarar su procedencia”.

Gil Zuarth, uno de los personajes más cercanos a Felipe Calderón y quien forma parte de los ‘panistas rebeldes’ reiteró que su patrimonio “no tiene ninguna incongruencia” y advirtió que no permitirá que “se generen suspicacias, suposiciones o percepciones de culpabilidad que son completamente falsas”.

Dijo además que interpuso un amparo contra la UIF, misma que le afirmó ante la autoridad que no existe investigación alguna en su contra.

“Yo promoví diversos amparos para que me informaran si existía un procedimiento en la Unidad de Inteligencia Financiera y me negó el acto, después de que salieron diversas notificaciones presenté un amparo para ser notificado del inicio del procedimiento y en consecuencia, cuando compareció la Unidad de Inteligencia Financiera, negó la existencia de un procedimiento y que en razón de eso no se me podía llamar a procedimiento alguno, luego en otro momento alegó que hay una reserva de secrecía de información”, dijo a Milenio.

Sobre las cifras millonarias de sus tarjetas de créditos, dijo que posiblemente están confundiendo cuentas mías o las del despacho corporativo.

“Un depósito de 3.2 millones de pesos y luego los saqué, no sé cuál es la ilegalidad en una cuenta que tenga entradas y salidas”.
También habló de un donativo a su esposa, sin precisar.

“Le envié a mi esposa, como hacen las familias, las familias se envían dinero unos a otros para constituir o cuidar patrimonio, hice una donación a mi esposa que está ante notario público, el origen es mi cuenta bancaria y el destino es la de mi esposa y se dio forma a través de un contrato de donación entre cónyuges que no causa contribución y se celebró ante notario público”. Finalmente reiteró que ventilar este tipo de información por parte de la autoridad que tiene acceso a ella, es un delito.

Con información de Milenio