Sindicato Mexicano De Electricistas

OMS rechaza el uso de pruebas rápidas para detectar COVID-19

Pese a que la Secretaría de Gobernación y autoridades sanitarias federales, ya han aclarado a los gobernadores que las pruebas rápidas para detectar contagios de coronavirus, COVID-19, no son recomendadas por la Organización Mundial de la Salud (OMS) debido a su poca efectividad; hay algunos que siguen insistiendo en su uso.

Ante la ola de desinformación que hay entorno a las famosas ‘pruebas rápidas’.
La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha señalado en un nuevo informe en el que desaconseja el uso de test rápidos de detección de anticuerpos fuera de los entornos de ensayos clínicos, y recomienda “encarecidamente” que se investigue su rendimiento y potencial utilidad diagnóstica.

Cabe recordar que aunque la OMS había agradecido los esfuerzos realizados por los laboratorios que habían desarrollado pruebas rápidas y fáciles de usar para detectar el coronavirus para evitar la propagación de esta pandemia; ahora determinó su rechazo en su uso.

“No deben usarse en otro contexto, incluyendo para realizar decisiones clínicas, hasta que la evidencia de respaldo para su uso específico esté disponible.”

De acuerdo con información del sitio El Informador Mx, se señala que la OMS dice “que un tipo de Pruebas Rápidas de Diagnóstico (PRD) detecta la presencia de antígenos pero depende de factores como el tiempo desde el inicio de la enfermedad, la concentración del virus en la muestra, la calidad de la muestra recolectada y cómo se procesa y la formulación precisa de los reactivos”.

Además se explica que por la experiencia de estas pruebas en enfermedades como la influenza se espera que su sensibilidad varía entre 34 y 80%. Con esto la mitad o más de las pruebas realizadas podrían dar resultado negativo cuando realmente la persona sí esté contagiada.

Lo que significa que la mitad o más de los pacientes infectados con COVID-19 podrían pasar desapercibidos por estas pruebas, dependiendo el grupo de los pacientes evaluados.

Las pruebas que detectan la presencia de anticuerpos en la sangre, por otro lado, también tienen fallas como que estos se pueden producir desde unos días hasta semanas después de haber contraído el virus. Ambas pruebas pueden reaccionar a otros patógenos, como los que causan gripe común, y dar falsos positivos.

“En algunas personas con COVID-19 confirmado, se han reportado respuestas de anticuerpos débiles, tardíos o ausentes. Los estudios indican que la mayoría presenta buena respuesta solo en la segunda semana después del inicio de los síntomas”, señaló la Organización.

La OMS subrayó que solo las pruebas moleculares (PCR) son recomendadas para la identificación y la confirmación de laboratorio de los casos de COVID-19.

Para informar la política de la OMS sobre el uso de pruebas rápidas para la detección de la enfermedad, ésta detalló que trabaja con su red mundial de expertos en laboratorios y revisa los resultados de los estudios clínicos y de laboratorio planificados e implementados por laboratorios de referencia, grupos académicos y organizaciones no gubernamentales.