Gobernadores panistas no reconocerán a Rosario Piedra en CNDH; adelanta Pancho Dominguez

El PAN sigue dandose balazos en el pie…
De los creadores de “AMLO no respeta las instituciones”, llega ahora el gobernador del Estado de Querétaro, Francisco Domínguez, a declarar que su gobierno no acatará las resoluciones de la Comisión Nacional de Derechos Humanos, Rosario Piedra.

Cabe recordar que hace unas semanas, el Partido Acción Nacional en el Senado maquinó todo un show para impedir que Rosario Piedra tomara el cargo como Presidenta de la CNDH, aludiendo su extracción morenista. Durante la toma de protesta, los panistas llegaron hasta los golpes, en un hecho vergonzoso y deplorable.

Fiel a su filiación panista, el gobernador de Querétaro explicó que su postura se debe a las “presuntas irregularidades” en la elección de Rosario Piedra en el Senado, que han fueron denunciadas por sus compañeros de partido. Afirmó también que Rosario Piedra ha sido desconocida por representantes de organizaciones civiles e incluso de varios consejeros de la CNDH.

Francisco Domínguez señaló que la única manera que los 10 estados gobernados por el PAN reconocieran al nuevo presidente de la CNDH, sería que se hiciera la reposición del proceso, de lo contrario será “desconocimiento total”.

Ante las declaraciones del gobernador de extracción panista, el presidente de México dijo el queretano está en su derecho de discernir y enfatizó las cualidades de la hija de Rosario Ibarra de Piedra, quien junto a su madre han buscado por décadas a su hermano y luchado en pro de los derechos humanos.

“Están en su derecho, son libres, yo pienso que fue un cambio de fondo el que una afectada por violación de derechos humanos, una mujer que padeció la desaparición de su hermano, teniendo una madre como doña Rosario Ibarra, que ha luchado toda la vida por los derechos humanos, que es un ejemplo mundial, que se haya formado una agrupación como Eureka de madres que por años han buscado a sus hijos. Y que ahora ese grupo tenga en sus manos la comisión de derechos humanos es algo extraordinario”.

López Obrador señaló que hay a quienes no les gusta y les “incomoda” que familiares de las víctimas se ocupen en garantizar los derechos humanos, después de que ese organismo se ha dedicado a simular y ha estado sometido al Estado en las épocas de mayor violación a los derechos humanos.

“¿Pero cómo cambiamos una mentalidad conservadora?” No es fácil…

Con información de Regeneración y Milenio