En Canadá piden investigación contra Justin Trudeau por conflicto de intereses

Malas noticias para Justin Trudeau

Opositores al Gobierno de Trudeau, han pedido que se inicie una investigación contra el Primer Ministro de Canadá, pues aseguran no es la primera vez que se encuentra metido en conflicto de intereses.
La primera vez fue en 2017, cuando el Primer Ministro aceptara haber pasado sus vacaciones en la isla privada de Aga Khan, jefe espiritual de los musulmanes chiitas ismaelíes, el año pasado, por tratar de influenciar una decisión judicial en un caso de corrupción de la constructora SNC-Lavalin. Y en ambas ocasiones, el comisario concluyó que el mandatario había violado la ley sobre conflictos de intereses.

Ahora este nuevo escándalo que apenas estalló ayer y que hizo que Trudeau saliera ofrecer disculpas, además de su Ministro de Hacienda, Bill Morneau, quien también reconoció y se disculpó por haber participado en las conversaciones sobre el contrato, cabe mencionar que dos de sus hijas colaboran en la asociación en la que colabora la madre de Trudeau, una de ellas como empleada.

“Ahora me doy cuenta de que no debería haberlo hecho para evitar cualquier percepción de conflicto”, escribió en Twitter.

Conflicto de intereses

Luego de que se destapara este nuevo escándalo, Trudeau dijo, sabía que su madre Margaret trabajaba para We como abanderada en relación a problemas de salud mental pero “no sabía en detalle cuánto le pagaban varias organizaciones”.
“Debería haberlo sabido y lo lamento profundamente”, señaló.

Y es que no es para menos, la Asociación donde We Charity recibió un beneficio de fondos gubernamentales por una suma equivalente a 587 millones de euros y admitió haber pagado unos 250.000 dólares a Margaret Trudeau, la madre del mandatario, por unos discursos pronunciados en 20 eventos entre 2016 y el año en curso; y 32.000 dólares al hermano, Alexandre, por su participación en ocho iniciativas.

También recibió dinero la esposa de Trudeau, Sophie, por un evento en 2012, antes de que el líder se volviera jefe de Gobierno.

De acuerdo al Diario La Nación, el caso explotó la semana pasada, cuando el funcionario sobre conflictos de intereses, independiente del Parlamento, abrió una investigación ética.

Cabe recordar que la semana pasada se reunieron los presidentes de México y Estados Unidos por motivo de la entrada del T-MEC, al que Justin Trudeau declino la investigación. La mayoría de los analistas supusieron que el rechazo fue por estar en contra de Trump en el tema de los aranceles; sin embargo, de acuerdo al medio citado, apenas iniciaba el conflicto de Trudeau y la asociación en la que su madre fue beneficiada.

Por lo que la oposición conservadora ha pedido que se realice una investigación por eventuales fraudes. “Es una cosa muy seria de un conflicto de intereses”, declaró Pierre Poilievre, vocero conservador encargado de asuntos financieros, mientras desde el New Democratic Party definieron como “más que inquietante” la situación, y el Bloc québécois pidió al líder liberal que se retire por unos meses.

El partido conservador opositor, dijo que le pediría a Trudeau que acuda a testificar bajo juramento ante el comité de finanzas de la Cámara de los Comunes sobre el contrato. “O bien, el primer ministro puede acordar voluntariamente presentarse y asistir – eso es lo que hará si no tiene nada que ocultar -, o el Parlamento puede obligarlo a comparecer”, dijo Poilievre.

Con información de La Nación