CCE pide que privados generen electricidad y que CFE se dedique a comprarles

¿Así o más clara la postura de la oposición y los líderes empresariales?

El CCE pide que privados sean los que generen electricidad y que la CFE solamente se dedique a comprarles.

Esta propuesta fue hecha a la Cámara de Diputados que la Comisión Federal de Electricidad. Además señalaron también que la comisión solo debe quedarse con las áreas donde es rentable, es decir la transmisión, distribución y como suministrador de servicios, y que las empresas privadas se hagan cargo de la generación de electricidad. Es decir: que CFE únicamente se dedique a comprarles la electricidad.

En una reunión privada, Carlos Salazar Lomelín, presidente del CCE,  presentó un documento a la Junta de Coordinación Política, en el que afirma que dar prioridad al despacho de electricidad que genera la CFE aumentaría el costo de abastecimiento del suministro básico por 15 mil 826 millones de dólares entre 2022 y 2026, además señaló que “las implicaciones legales implicarían costosas demandas”.

El dirigente empresarial, leyó un texto de nueve páginas denominado Para mejorar el sector eléctrico, donde la cúpula empresarial propone acaparar el mercado eléctrico.

En ese sentido, Carlos Salazar Lomelín planteó a los legisladores: “Fortalezcamos a CFE en las actividades en las que es rentable y en las que tiene exclusividad. El país requiere competencia en generación. Si hay sobre oferta ¡qué bueno! Dejemos que los privados, que ya han invertido más de 44,000 millones de dólares en generación, bajen el costo de la electricidad”.

Durante  su presentación, el CCE afirmó que CFE sí es rentable en transmisión, distribución y como suministrador de servicios básicos, donde de acuerdo a sus cálculos generó ganancias por 45 mil 19 millones de pesos, no obstante en generación de electricidad donde las pérdidas, argumentó que son de 10 mil 879 millones.

“El orden de despacho propuesto en la Iniciativa se aleja de la forma de operar en los sistemas eficientes del mundo que pretende beneficiar a los usuarios”, señaló el presidente de la CCE.

Al hacer sus cuentas, Lomelín planteó que la pérdida por el aumento del costo de abastecimiento del suministro básico implicaría una cantidad de 63 mil 300 millones de pesos por año, esto significa un incremento al costo para el suministro básico de 17 por ciento aproximadamente.

Con información de La Jornada