AMLO logra acuerdo con empresarios sobre outsourcing y reparto de utilidades

El presidente Andrés Manuel López Obrador anunció el exitoso acuerdo entre gobierno, iniciativa privada y líderes sindicales sobre el tema de la subcontratación, conocida como outsourcing y sobre el reparto de utilidades, terminando con ello con las prácticas abusivas que se venían dando, aunque aún falta conocer el detalle de dicho acuerdo.

Mediante sus redes sociales, el Gobierno de la República difundió la noticia, con la presencia de funcionarios federales, legisladores, líderes sindicales y representantes de la iniciativa privada.

“Hoy se logró un importante acuerdo entre dirigentes sindicales, empresariales y gobierno en materia de subcontratación y reparto de utilidades en beneficio de todos”, se lee en la cuenta de Twitter del mandatario.

En la cuenta de Ricardo Monreal, presidente de la Junta de Coordinación Política del Senado se publico que: “Hoy, en Palacio Nacional se suscribió un acuerdo histórico sobre la reforma en materia de subcontratación, entre el presidente López Obrador, trabajadores y empresariado. Esto prueba que con diálogo es posible avanzar en la justicia laboral. Ahora corresponde al congreso decidir”.

Por su parte el director general del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), Zoé Robledo, señaló que se termina de tajo con la subcontratación abusiva y agregó que el Ejecutivo no enviará una nueva iniciativa sobre el tema y que sólo se harán algunas modificaciones a la ya presentada.

Estuvieron presentes en la reunión los secretarios de Hacienda, Arturo Herrera y del Trabajo, María Luisa Alcalde; el Procurador Fiscal, Carlos Romero Aranda y la jefa del Servicio de Administración Tributaria, Raquel Buenrostro Sánchez; así como el presidente del Consejo Coordinador Empresarial, Carlos Salazar Lomelín, el de la Confederación de Cámaras Industriales, Francisco Cervantes Díaz y José Manuel López Campos por la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo; mientras por los trabajadores asistieron Isaías González Cuevas, de la Confederación Revolucionaria de Obreros y Campesinos, Pedro Haces Barba, secretario general de la Confederación Autónoma de Trabajadores y Empleados de México y Francisco Hernández Juárez, secretario general del Sindicato de Telefonistas de la República Mexicana y presidencia colegiada de la Unión Nacional de Trabajadores.

Se contó con la asistencia por parte del legislativo de Ricardo Monreal e Ignacio Mier Velasco, presidentes de las Juntas de Coordinación Política del Senado y de la Cámara de Diputados, respectivamente.

Cabe recordar que en noviembre del año pasado el Presidente López Obrador presentó una iniciativa para regular la subcontratación y erradicar sus abusos. En diciembre se suscribió en Palacio Nacional un acuerdo tripartito para que a partir de ahí se discutiera con los sectores involucrados la iniciativa y los posibles efectos que traería en el reparto de utilidades. Después de tres meses de diálogo, mediante mesas de trabajo y foros se lograron atender las preocupaciones de los sectores en ambas materias.

Los acuerdos alcanzados comprenden: la prohibición de la subcontratación de personal, la regulación de la subcontratación de servicios especializados distintos del objeto social y de la actividad económica preponderante de la empresa contratante, el registro ante la STPS y la inscripción al padrón público de las empresas de subcontratación de servicios y obras especializados, la responsabilidad solidaria en caso de incumplimiento, y el otorgamiento de un plazo de tres meses para que los trabajadores subcontratados pasen a formar parte de la nómina del patrón real. Adicionalmente, se llegó a un acuerdo sobre el tema de reparto de utilidades para evitar posibles distorsiones en empresas de uso intensivo de capital, creando dos modalidades para el
cálculo del reparto. Con esta fórmula se elimina la discrecionalidad y se lograría un incremento del 156% en el monto del reparto de utilidades a los trabajadores.

Dichos acuerdos contribuyen a saldar una deuda histórica en favor de las mujeres y hombres que por años han trabajado bajo la figura de la subcontratación y han visto vulnerado sus derechos. Estos acuerdos serán entregados a la H. Cámara de Diputados para que, en su caso, puedan ser considerados por los legisladores para su aprobación, señala el comunicado de Presidencia.