El secretario de Gobierno, Martí Batres, adelantó que para este martes 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, “se espera una marcha muy violenta”.
Informó que se espera la participación de al menos 15 grupos generadores de violencia, advirtió.

“De acuerdo con la información que tenemos, se espera una marcha muy violenta. Por lo menos se tiene información de que hay 15 grupos organizados para generar violencia durante la movilización, llevando todo tipo de artefactos peligrosos”, dijo.

En conferencia, Batres detalló que los grupos de manifestantes que se han detectado juntan instrumentos que pueden dañar a personas, entre ellos: cizallas, alicatas, sopletes, martillos, picos, piolets, hachas, mazos, cadenas, tubos, bazucas de fabricación casera, bombas molotov, tasers eléctricos, tijeras, de estas tijeras grandes para cortar lámina, cohetones, petardos, gasolina, thinner, navajas, palos y gas pimienta.

Sin mencionar nombres, Guadarrama solo dijo que esos 15 grupos “son conocidos”, pues han sido identificados en investigaciones periodísticas, además de que ellos mismos anuncian sus acciones y puntos de reunión en sus propias redes sociales y han participado en marchas con violencia contra edificios históricos en años anteriores.

“No se justifica de ninguna manera, esta violencia es una violencia machista, es una violencia que pone en peligro a otras mujeres. No se justifica tampoco porque hay políticas en contra de la violencia contra las mujeres en esta ciudad”, añadió.

El secretario de Gobierno reiteró que el compromiso de la Ciudad de México es “con la paz”; e hizo un llamado a que se hagan movilizaciones pacíficas: “Reiteramos nuevamente que las movilizaciones deben ser pacíficas, por convicción y también por ordenamiento jurídico”, afirmó.

También recordó que la prioridad del gobierno de la capital será proteger las personas, a las mujeres y a la sociedad civil en general.

Detalló que la Secretaría de Seguridad Ciudadana realizará operativos parecidos a los que se han hecho en años anteriores, en coordinación con la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México (CDHCM) para tratar de que las manifestantes entreguen los instrumentos que lleven para ocasionar daños.

“Nuestra tarea es cuidadosa siempre, en un equilibrio de búsqueda de respeto, por un lado, a la expresión de mujeres, de muchas mujeres que quieran manifestarse pacíficamente; pero, por otro lado, también de protección y de seguridad”, dijo.

Ante lo que se espera mañana, alertó a la ciudadanía a que se prepare:
“Si comentamos que se espera mañana una marcha muy violenta es también para que la ciudadanía tome las previsiones necesarias para protegerse y, para quien considere realizar algún tipo de actividad, pueda tener esto en cuenta”.

Con información de Proceso