SinLineaMX - Live

Con la intención de medir el impacto de los audios donde Alejandro Moreno confiesa una serie de delitos y las recientes declaraciones del Senador Ricardo Monreal, en donde afirma que no participará en la selección de candidato de Morena si ésta se realiza por medio de encuesta, la alianza Va Por México decidió ordenar una encuesta que les permita sondear los posibles resultados que podrían obtener con varios candidatos diferentes, entre los que se incluye a Monreal como abanderado opositor.

La mesa política de Va por México, que integran los partidos Acción Nacional (PAN), Revolucionario Institucional (PRI) y de la Revolución Democrática (PRD), determinó mandar hacer una encuesta para medir, en primer lugar, si se tendría el apoyo de la sociedad en una alianza opositora en contra de Morena, pero también medir la fuerza que los partidos coaligados tienen por estado, tanto unidos como separados y las posibilidades de competir con diversos personajes al frente, entre los que figura Ricardo Monreal.

El coordinador de los diputados del PRD e integrante de la mesa política de la coalición, Luis Ángel Espinosa Cházaro, señala que la intención del sondeo es saber “cómo pinta la coalición de cara al 2023 y el 2024”, pues “Cerca del 70% de la gente que no vota por Morena, dice sí, que lo que debe hacer la oposición es juntarse”, aunque también se pretende, por medio de la encuesta, conocer el impacto que la difusión de los audios donde Alejandro Moreno confiesa diversos delitos, ha tenido sobre la alianza Va Por México.

“Vamos a medir a Monreal y a muchos actores, partidarios y no partidarios que han dicho que quieren participar y se han acercado a nosotros para plantear que ellos también pudieran ser factores en distintas posiciones”, indicó el legislador.

El legislador también se dice sorprendido por el apoyo que mantiene el Presidente Andrés Manuel López Obrador, así como su partido Morena y, en general, la cuarta transformación, pues bajo su óptica “hay jaloneo dentro del gobierno, desunión y pareciera, según esa encuesta, que no impacta. Nosotros acá trabajando en unidad y ellos con una pugna fratricida interna y nosotros somos los que perdemos votos”.

Y es que los partido aliados en Va por México basan sus expectativas en un alegre ejercicio aritmético en el que concluyen que, a pesar de haber perdido 4 de las 6 gubernaturas en disputa, su coalición  se encuentra casi en empate con los partidos de la Cuarta Transformación, pues según sus cálculos, la oposición alcanzó globalmente un 44.32 por ciento de los votos emitidos, mientras que la alianza Juntos Hacemos Historia obtuvo el 47.83 por ciento de las preferencias electorales.

Bajo esa lectura simplista, que omite las particularidades de cada estado y el contundente hecho de que perdieron 4 de 6 gubernaturas en disputa, los opositores aseguran que los electores del país están divididos y casi hay un empate, por lo que solo el partido Movimiento Ciudadano podría inclinar la balanza, que ya ha adelantado desde ahora que contenderá en solitario en 2024 y se ha mantenido en su dicho en las elecciones locales de 2018 a la fecha.

Por su parte, el senador Ricardo Monreal Ávila, anunció el pasado 10 de julio, que si el método para seleccionar al abanderado presidencial de Morena es una encuesta, “no tiene sentido participar porque va a ganar quien quieran que gane, no va a ser democrático y ahí no nos vamos a prestar a ninguna farsa” y, en una franca falta de respeto a la población, condicionó su permanencia en Morena: “siempre y cuando haya respeto, piso parejo, reglas equitativas”.

Y es, a partir de esta postura de Monreal, que los dirigentes nacionales del PAN, Marko Cortés, del PRI, Moreno Cárdenas y del PRD, Jesús Zambrano, consideraron viable que Monreal se integre al bloque opositor, lo cual fue confirmado cuando Zambrano expuso que “no hay que cerrar ninguna posibilidad de que esto suceda (…) no es que nosotros vayamos a aceptarlo de regreso acá al PRD, sino que estoy hablando de la posibilidad ante una necesidad nacional de confluir en un gran frente”.

El líder del PRI, Moreno Cárdenas, también consideró viable esa integración de Monreal: “Es una gente sensata, es una gente que tiene conocimiento amplio y una trayectoria de muchos años en el sistema político mexicano y creo que él tiene una visión de lo que podemos construir todos como país. Eso sí y no quiero hablar por él, ni decirlo, porque le tengo afecto y respeto, pero Ricardo va a estar del lado de la historia correcta para el país, de eso no me queda duda y si él sabe que el lado correcto es donde estamos todos nosotros, él va a jugar”, dijo en entrevista con Carlos Alazraki.

Aunque con mayor mesura, Marko Cortés también vio posible que el senador morenista trabaje del lado opositor: “En Va por México caben todos los que vean que este Gobierno es un fracaso, y que lo digan con toda claridad”, dijo, pero rechazó que sea sólo por irse de Morena a saltar a otro partido sin reconocer el fracaso del gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador.

“No solamente aquellos que por intereses personales o de no lograr un objetivo busquen otra opción, que es lo que luego hacen otros partidos, estar pepenando políticos rechazados en los suyos, no, tiene que haber un claro señalamiento de que este gobierno ha sido un rotundo fracaso en economía, en seguridad, en salud y que ha habido retroceso en todas las materias”, sentenció el panista.