“Usan órganos del Estado contra adversarios”: Yunes Linares responde por denuncia en su contra

Luego de que la Fiscalía General de la República (FGR) confirmara la investigación contra el exgobernador de Veracruz, Miguel Ángel Yunes Linares, por supuestos delitos y malos manejos, cuando estuvo al frente del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), en el sexenio de Felipe Calderón.

El panista publicó una declaración en sus redes sociales y señaló: que “es totalmente reprobable que órganos del Estado Mexicano se usen para perseguir a adversarios o para cobrar afrentas políticas, o -peor aún- para vaciar odios. Eso es propio de las dictaduras, no de las democracias”.

Sin embargo, dijo que apreciaba la forma respetuosa en la que la FGR informó acerca del hecho, a diferencia de la “estrategia cobarde y calumniosa que han utilizado otros órganos del Estado”, en referencia a las supuestas “filtraciones”, mismas que, aseguró, se tratan de “burdas” y “agreden a quienes consideran adversarios políticos del régimen, sin importarles la legalidad ni el respeto a los derechos de las personas”.

En el comunicado enumeró sus logros frente al ISSSTE y aseguró que durante toda su gestión como Director General fue auditada tanto por los órganos internos de auditoría, como por la Auditoría Superior de la Federación dependiente de la Cámara de Diputados, y por la Secretaría de la Función Pública, “sin que se advirtiera en la misma ninguna irregularidad”.

“Nunca fui requerido por ninguna autoridad por temas relativos a mi gestión como Director General del ISSSTE porque siempre actué con base en la Ley”, destacó.

Asegura que la denuncia de la Unidad de Investigación Financiera (UIF) “fue sacada del bote de la basura” con dos denuncias anteriores en su contra “y respecto de las cuales la entonces Procuraduría General de la República se pronunció oportunamente determinando el no ejercicio de la acción penal, por la simple razón de que no hay ningún delito que perseguir”.

Para finalizar, aseguró que esta denuncia es solo un ataque político en su contra, “con el objetivo de hacer daño a dos de sus hijos, quienes participarán en los próximos comicios”.

“No es casual que la denuncia de la UIF se “filtre” en plena campaña electoral y que -aunque yo no participo en actividades políticas- la misma sea la punta de lanza en una estrategia para lastimar a dos de mis hijos que decidieron hacer carrera en el sector público, uno de ellos como candidato en esta etapa de elecciones y el otro como alcalde en funciones de la Ciudad de Veracruz”, consideró.

Dijo que se pondrá a disposición de la Fiscalía General de la República, “institución que -estoy seguro- me solicitará información misma que entregaré de inmediato”.

Con información de Infobae