SinLineaMX - Live

A pesar de que diversas asociaciones de médicos y varios de ellos en lo individual aseguraron que en México existían suficientes especialistas para cubrir las necesidades del país, y que estaban dispuestos a ocupar las plazas disponibles sin la necesidad de establecer acuerdos de colaboración con otras naciones, como en el caso de Cuba, a una semana de que el gobierno federal abrió la contratación de médicos especialistas para cubrir 13 mil 765 plazas vacantes en el país, todavía no se ha presentado ningún interesado para nueve mil 725 puestos en localidades con menos de 200 mil habitantes, zonas rurales y comunidades indígenas.

La realidad es que se han registrado nueve mil 275 profesionales, pero la mayoría interesados en puestos en grandes ciudades, al grado de que algunos profesionales aplican para diversas plazas, con la intención de lograr alguna que los ubique en centros urbanos.

Lo anterior se dio a conocer por el director general del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), Zoé Robledo, durante la sección de “El Pulso de la Salud” que todos los martes se presenta en la conferencia mañanera, reportando un severo déficit de especialistas en las regiones de la Huasteca, la montaña y la región Papaloapan-Olmeca, donde no existe, por ejemplo, un solo médico pediatra, dejando desprotegida a una población de 2 millones 400 mil niños en estas zonas; y lo mismo sucede en Guerrero, en la región norte, Tierra Caliente, La Montaña y la Costa Chica, donde habitan 873 mil menores de edad, y tampoco hay pediatras.

Mientras que, por el otro lado, la Ciudad de México concentra cinco mil 207 aplicantes, que representan el 27 por ciento del total, en Jalisco hay mil 511 solicitudes, en Puebla mil 311 y el Estado de México 760, lo que provoca que en estas concentraciones urbanas se tenga el 47 por ciento de las postulaciones.

Sin embargo, para las nueve mil 725 vacantes ubicadas en tres mil 339 municipios con población menor a 200 mil habitantes, simplemente no hay interés, y eso que “no necesariamente (se trata de) zonas rurales, son ciudades pequeñas que no reciben interés de parte de los médicos”, afirma Robledo.

Al parecer, a los galenos no les interesa cubrir las necesidades de los municipios con rezago social de medio a alto, donde se ofrecen 787 vacantes, y menos aún están dispuestos a ocupar las 573 plazas disponibles en municipios indígenas.