De acuerdo con con una investigación del medio Animal Político, el empresario Víctor Manuel Álvarez Puga y su esposa, la presentadora de TV Inés Gómez-Mont, habría adquirido la mansión ubicada en el número 64 de La Gorce Circle, en la exclusiva comunidad de La Gorce Island, en Miami Beach, Florida, en diciembre de 2017.

Los documentos en registros públicos del estado de Florida, que afirma el medio haber encontrado confirman que Álvarez Puga y Gómez-Mont adquirieron esa casa de 11 mil 460 pies cuadrados (equivalentes a 1 mil 064 metros cuadrados) a través de prestanombres y que fueron sus propietarios hasta diciembre de 2020, que compraron por 15.5 millones de dólares y vendieron en 17 millones de dólares.

El matrimonio de Álvarez Puga y Gómez-Mont cuenta con una orden de aprehensión dictada por juez, por lo que la Fiscalía General de la República (FGR) busca ubicarlos mediante la solicitud de una ficha roja ante la interpol, ya que pesan sobre ellos serias acusaciones por lavado de dinero y evasión fiscal, entre otros delitos.

La triangulación para la compra de la propiedad se realizó por medio de la razón social LaGorce 64 LLC, que adquirió la propiedad en 2017 a un precio de 15.5 millones de dólares, para después venderla, tres años después, a un costo de 17 millones de dólares.

Esta razón social tiene como administrador a Jonathan Choghi, quien también administra VAP Jade Corp., empresa fundada por Álvarez Puga y de la cual fue presidente hasta 2019, según los registros corporativos del estado de Florida y que, curiosamente, las siglas VAP coinciden con el nombre del imputado: Víctor Álvarez Puga.

En la razón social LaGorce 64 LLC también figura como representante Claudia Pretelt, amiga personal de Gómez Mont, y ambas empresas fueron disueltas este año.

A esta propiedad se suma al menos otra en la ciudad de Nueva York, donde el abogado es dueño del condominio 7C, del edificio ubicado en el 40 West de la calle 55th, en Manhattan, del cual adeuda 15 mil 565 dólares en impuestos y en el que personajes como los priistas José Murat y Fidel Herrera también adquirieron, por medio de sus familiares, sendos condominios.

La orden de aprehensión obtenida por la FGR el pasado viernes contra Álvarez Puga y Gómez-Mont, por los delitos de operaciones con recursos de procedencia ilícita, delincuencia organizada y peculado, está relacionada con la adjudicación fraudulenta de dos contratos en 2016 por un valor de 2 mil 950 millones de pesos, por parte del Órgano Administrativo Desconcentrado de Prevención y Readaptación Social (OADPRS), el cual dependía entonces de la Secretaría de Gobernación a la empresa Seguridad Privada Inteligencia Cibernética S.A. de C.V. para la supuesta adquisición de sistemas de inteligencia, pero la empresa dispersó los recursos mediante cientos de operaciones de lavado y los envió a las cuentas de Álvarez Puga y Gómez-Mont, sin entregar nunca la contraprestación contratada.