Gobierno evalúa acción penal contra farmacéutica que indujo “desabasto” de medicamento vs cáncer

De acuerdo con fuentes del Gobierno Federal, la empresa farmacéutica Pisa “indujo a un desabasto de medicamentos” como los que usan niños con cáncer para “chantajear” a las autoridades sanitarias federales.

La respuesta del Gobierno federal es que evalúa ejercer acción penal.

La farmacéutica trató de presionar, luego de que la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) cerró siete de 17 plantas de la empresa Central de Mezcla Productos Hospitalarios SA de CV, una filial de Pisa, esto debido a que en abril de este año se detectó un brote de Leclercia Adecarboxylata en 15 hospitales de Guadalajara, Jalisco.

Por otro lado, en mayo, se registraron 69 brotes infecciosos que empezaron en el Hospital del Niño Poblano; dos menores de edad fallecieron por reacciones adversas a causa del metotrexato, por lo que Cofepris sometió a revisión un lote. Prisa o sus filiales están vinculadas a ambos casos.

Pisa controla distintos segmentos de la industria médica y de esta manera ejerció presión al Gobierno federal. “Provocó un desabasto de ciertos medicamentos”, señalaron las fuentes, interpretando esto como una pretensión a que no les afecten las investigaciones.

El Gobierno Federal solucionó esta escasez de metotrexato, que es utilizado en el tratamiento para el cáncer, a realizar compras directamente a un laboratorio de Francia, después de revisar que no hubiera existencia en el resto de la industria nacional.

El Presidente Andrés Manuel López Obrador confirmó dicha compra el 21 de septiembre.

“La industria farmacéutica está muy enojada. Nos dijeron que estaba acostumbrada a hacer estas compras como en el pasado. No estamos en guerra con la industria, pero se le tenía que poner un alto. Antes, todo esto se solucionaba con corrupción”, señaló una de las fuentes oficiales consultadas. Dijo que sólo con la revisión del 21 por ciento de las compras ya se logró un ahorro de más de 5.4 mil millones de pesos.

El mandatario ya había advertido que estaban intentando “jugar a las vencidas” con el Gobierno Federal.

“Tres empresas vendían todos los medicamentos, tres empresas que ni producían los medicamentos, pero tenían influencias, andan queriendo jugar a las vencidas. Nos quisieron boicotear al no entregar las medicinas para los niños con cáncer”, puntualizó el presidente.

Las fuentes también informaron que hay redes creadas por la industria dentro de los distintos niveles del Gobierno, que le han permitido manipular las compras y además mantener poder hegemónico en el mercado. Distintas oficinas de la administración pública podrían solicitar investigaciones a las autoridades competentes para someter a varios procesos penales a esta empresa farmacéutica.

Aunque fueron tres empresas involucradas, el Gobierno se centrará en Pisa, que tenía guardadas 17 mil dosis de metotrexato que no puso en el mercado para ejercer presión contra el Gobierno de López Obrador, con esto se confirma que la escasez de este medicamento fue provocado.

Li
Con información de Sin Embargo.

error: Content is protected !!