Reforma Energética de EPN ha costado 400 mil mdp a CFE (en lo que va del año): Rocío Nahle

Las empresas privadas de generación de electricidad no hicieron crecer el mercado, ni aportaron nueva inversión en el sector, simplemente absorbieron para sí las utilidades que pertenecían a la Comisión Federal de Electricidad (CFE), como lo explicó la secretaría de Energía, Rocío Nahle.

La funcionaria denunció que la reforma energética de Peña Nieto le ha costado 400 mil millones de pesos a la CFE en lo que va del año, pues ha tenido que pagar 223 mil millones de pesos a empresas privadas por la generación de electricidad, además de las pérdidas por 200 mil millones de pesos debido a que las centrales de generación se encuentran detenidas.

Al analizar los contratos firmados a partir de la reforma energética aprobada durante el sexenio de Enrique Peña Nieto y avalada por los partidos Acción Nacional (PAN), Revolucionario Institucional (PRI) y de la Revolución Democrática (PRD), que son los mismos que se oponen a la iniciativa de reforma constitucional en materia de energía eléctrica, presentada por el Presidente Andrés Manuel López Obrador, se encontró que en todos los realizados por la CFE con particulares, curiosamente la empresa estatal siempre “salía perdiendo”.

Esto, dice Nahle, “provocó un desbalance energético terrible” en beneficio de particulares, por lo que que se ha intentado renegociar los convenios desde el inicio del sexenio”.

Es por ello que la titular de la Sener reiteró la importancia de aprobar la reforma eléctrica, que “no es una reforma extremista, es una reforma justa”, ya que, en lugar de impulsar el sector, las empresas se han beneficiado con el debilitamiento de la CFE, ya que el sector energético representa el 10% del PIB nacional.

Rocío Nahle destacó que con el nuevo esquema propuesto por el Ejecutivo la CFE controlará el 54% de la generación de energía en el país y el sector privado el 46%, con lo que se garantizará la seguridad energética del país y se podrá mantener las tarifas eléctricas por debajo de la inflación.