Gobiernos priistas en los 80´s dieron leche radioactiva a los más pobres, a través de la CONASUPO

El día que los ex presidentes de México, Miguel de la Madrid, Carlos Salinas y Ernesto Zedillo repartieron leche radiactiva a los mexicanos más pobres.

El sitio web plumas atómicas nos narra como el gobierno mexicano en la época de los 80´s hicieron caso omiso a las advertencias de organismos internacionales para evitar el consumo de leche contaminada, después del accidente de Chérnobil, que se dio un 26 de abril de 1986, la Organización Mundial de la Salud (OMS) alertó que debía evitarse la compra o venta de productos contaminados por radiación.

Denuncias Fuente: Google

Luego del lamentable accidente, el gobierno irlandés intentó venderle la leche radioactiva a Brasil, pero no aceptó. Luego del rechazo, se dio a conocer que Irlanda seguiría intentando vender el producto lácteo a países tercermundistas. Y ahí entró México, comprando a Irlanda cerca de 40 mil toneladas de leche contaminada.

Denuncias de leche contaminada

La Organización Mundial de la Salud (OMS) alertó que debía evitarse la compra o venta de productos contaminados por radiación, pero México no solo no tomó en cuenta esa advertencia, al contrario, durante 3 sexenios, la CONASUPO dio a los más vulnerables el producto lácteo que tiene 10 veces más radiación de la permitida. Pero, a pesar de la advertencia, México compró al gobierno de Irlanda cerca de 40 mil toneladas de leche contaminada.

Pocas personas se preocuparon y ocuparon de la leche contaminada, fue el Vicealmirante Manuel Rodríguez Gordillo, quien realizó una revisión al alimento y encontró una etiqueta que decía que provenía de Irlanda, pidió al físico Miguel Ángel Valdovinos, jefe de la planta nucleoeléctrica de la CFE que hiciera pruebas al producto. Dichos estudios comprobaron que la leche que venía de Irlanda sí estaba contaminada y rebasaba los límites de radioactividad permitidos.

Pero como sucedía en el México neoliberal y priista, al revelar que se estaba dando leche contaminada a los más pobres, el Vicealmirante Gordillo y el físico Valdovinos fueron destituidos de sus cargos y acusados de difamación por el gobierno e irremediablemente y hasta fueron a parar a la cárcel.

Lo triste de todo esto, es que al parecer la distribución de leche contaminada, tiene relación con el aumento de cáncer infantil entre los años entre 1987 y 1997.

En el 2014, la doctora Rocío Cárdenas, jefa del Departamento de Oncología del Instituto Nacional de Pediatría (INP), que habría una posible asociación entre el aumento de casos de niños con cáncer y la leche radioactiva.

Con información de Plumas Atómicas