La Tercera Guerra Mundial: La Guerra Híbrida Mundial

Por: Vicente Martínez Estrada
Twitter: @_MEVicente

Muchos piensan que la Tercera Guerra Mundial inició o va iniciar en el momento que estalle una bomba nuclear y cuando los ejércitos de todos los países del mundo entren en acción, ya sea por tensiones políticas (ideal soberano) o geopolíticas (tierra y mar/militar y comercial). Muchos aplicaron estos pensamientos o presentimientos, desde el ataque de las torres gemelas en Nueva York en 2001 hasta el más reciente ataque del inicio, del presente año, con el asesinato de general iraní Qassem Soleimani en Bagdad.

Sin embargo desde una óptica conceptual la, Tercera Guerra Mundial inició en 2013 con modo hibrido, quien no se libro bajo un esquema geopolítico (como en la Segunda Guerra Mundial), sinó psicohistórico (estructuras de valores y significados)

Todo esto gracias a las ofensivas conceptuales de dos proyectos globales (ideal supranacional) en contra de la defensiva del proyecto global en control del actual orden internacional.
Los dos proyectos globales en la ofensiva son: China Datong Shijie e International Negro.

China Datong Shijie (Rojos), bajo la llegada de Xi Jinping en 2013, heredero del socialismo con características chinas de Deng Xiaoping y el Proyecto Rojo, con el impulso de un “Nuevo Comunismo”, proclamado al mundo como “una comunidad con un destino común para la humanidad”, que consistirá en el “Nuevo Baojia” es decir el Sistema de Crédito Social chino.

Internacional Negro/Europa Continental (Negros) con la llegada del primer papa jesuita en 2013, el Papá Francisco, bajo el conceptualismo del “Sol Negro” y la aparición los “Soldados de Allah” del Estado Islámico, bajo el Jihad, con la proclamación de un Califato Negro en contra del liberalismo azul occidental. A este grupo también están incluidas las fuerzas nacionalistas americanas detrás la llegada de Trump en 2017 bajo el eslogan “Make America Great Again” y el “nuevo de Charles de Gaulle”, Emmanuel Macron (influido por parte de los jesuitas) bajo la revivencia del sueño la “Gran Europa– de Lisbon a Vladivostok”

Como podemos ver ambos proyectos tienen un enemigo en común:

Internacional Financiero (Azules) son la Unión Europea, la OTAN, y Wall Street ,quien se encuentra a la defensiva, luchando por preservar su poder y su orden internacional, en base a la globalización financiera. Para China Datong Shijie este grupo se llama “Komsomol”, herederos de las políticas de Zhou Enlai y Hu Jintao, y para Internacional Negro es el muy conocido “Estado Profundo” con las políticas de las administraciones Clinton, Bush y Obama.

Las guerras siempre se libran bajo tres fuerzas y tal es el caso en esta guerra.

Si la Primera Guerra Mundial fue una «Guerra de Creencias» y la Segunda Guerra Mundial fue una «Guerra de Ideologías», entonces la Tercera Guerra Mundial se ha convertido en una «Guerra de Civilizaciones (Culturas)». Fue en 2013 el choque entre las civilizaciones Islámica bajo el Estado Islámico (Califato Negro) y Occidental con sus Uniones Democráticas (Union Europea y OTAN), que desataron tal guerra.

Esto fue anunciado por el bien informado Papa Francisco el 13 de septiembre del 2014, cuando dijo que: “Es posible que una Tercera Guerra Mundial “fragmentada” ya haya comenzado con la actual serie de crímenes, masacres y destrucción”.

Es importante destacar que la Tercera Guerra Mundial a diferencia de las otras, es una guerra híbrida, y sobre todo una guerra post-industrial , que implica la integración de métodos militares y no-militares. Está guerra requiere el desarrollo de una ofensiva y defensiva en el campo mental, informático, comercial/financiero y militar, es decir la lucha en tres guerras; una Guerra de Aries (militar), una Guerra de Atena (económica) y una Guerra de Apolo (psicohistórica).

Asimismo dentro del marco del Plan Salomón (1005 aC-1995) de 3000 años, la Tercera Guerra Mundial de modo híbrido, es identificada como la profética “Batalla del Fin”, quien de acuerdo al plan, va durar 7 años (2013-2020/21).

El 15 de agosto de este año, con la primera fase del acuerdo comercial entre China y Estados Unidos, los Rojos y los Negros representados por Xi y Trump acordaron un acuerdo por un nuevo orden económico internacional post-bretton woods, a pesar de la “Guerra Comercial”, que marcó el final del acuerdo secreto de cooperación constructiva entre China y Estados Unidos de 40 años, firmado en 1979 por Deng Xiaoping y Jimmy Carter por 20 años, y en 1998 con Jiang Zemin y Bill Clinton fue firmado por otros 20 años.

Este acuerdo excluyó a los intereses de los azules, justo como en la Segunda Guerra Mundial con el Pacto Ribbentrop-Molotov de la URSS y el Tercer Reich en 1939, que por cierto fue saboteado por los azules, y es esto lo mismo que intentan hacer ahora, con el acuerdo del 15 de enero de este año.

El primer ataque a tal acuerdo, (debido a la coincidencia de la publicidad de la Organización Mundial de la Salud y los medios masivos de comunicación, con el acuerdo) fue el Coronavirus, que paralizó el acuerdo en el campo económico y financiero.

Y ahora mismo intentan jugar de la misma manera con esta serie de ataques:
Una segunda ola de coronavirus.
Un conflicto armado, a escala regional, enfrentando a los rojos y a los negros directamente o indirectamente en el Medio Oriente y Asia Central. Este ataque actualmente es el conflicto entre Azerbaiyán y Armenia en Asia Central y el conflicto entre Francia (Negros) y Turquía (Rojos) en Medio Oriente.

La implementación de revoluciones de colores a escala global en contra de los gobiernos en las coaliciones de los rojos y negros. Esto conduciría al mundo varias a guerras civiles.
A nivel conceptual las opciones que tienen los azules para impedir el acuerdo y la alianza entre los rojos y negros, se manifiestan en los campos de la guerra híbrida, la manera siguiente:
La nueva ola de coronavirus paraliza a tus enemigos en el campo económico y financiero, dentro del marco de una Guerra Atenea (económica).
El conflicto armado divide y conquista a tus enemigos en el campo militar, dentro del marco de una Guerra Aries (militar).

Las revoluciones de colores ataca a tus enemigos moralmente, mentalmente y espiritualmente, destrozando las señales, símbolos e imágenes de una civilización, dentro del marco de una Guerra de Apolo (psicohistórica).

Entre el 3 de noviembre 2020 y la primavera del 2021, estos escenarios van a desatar a escala global una Nueva Gran Depresión, donde colapsara como mínimo 50% del PIB de las economías desarrolladas con una duración de cinco años en recesión global.

En fin dentro de muy poco no solamente averiguaremos qué tan desastrosa y catastrófica va ser la crisis estructural, sino también que tan manejado y responsable va ser el cambio estructural.
¿Seremos capaces de convertir circunstancias en oportunidades?.

Solamente determinación humana con las llaves del futuro entorno a la predestinación del universo dirá, pero algo si que se es, que no tardaremos mucho en averiguarlo.

Columnas

Columnistas invitados en Sin Línea