México demanda a exfuncionarios y empresarios coludidos con García Luna en lavado de dinero

El Gobierno de México presentó una demanda civil en cortes de los Estados Unidos para recuperar más de 250 millones de dólares sustraídos del erario mediante empresas “fachada” que operaban en países como Barbados, Panamá y el territorio estadounidense, y del que eran socios y coconspiradores exfuncionarios y empresarios y hasta sus esposas.

Entre los demandados se encuentra José Francisco Niembro González, quien fungiera como subsecretario de la Secretaría Seguridad Pública Federal (SSPF), así como el empresario Mauricio Samuel Weinberg López, el hijo de éste, Alexis Weinberg Pinto y también su esposa, Sylvia Donna Pinto de Weinberg y al empresario Natan Wancier Taub, entre otros.

La demanda también señala las empresas que los socios y coconspiradores de Garcia Luna crearon para el esquema de lavado de dinero, entre las que se cuentan a Nunvav y Nunvav Tecchnologies Inc, que se menciona como “una corporación panameña con domicilio social nominal en Panamá, propiedad de Weinberg López, Weinberg Pinto, Wancier Taub y otros, y sirvió como conducto principal de los fondos sacado ilegalmente de México”.

La demanda interpuesta por la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) en las cortes norteamericanas, solicita al Gobierno de ese país su intervención para recuperar al menos 250 millones de dólares que fueron robados a las arcas mexicanas: “una vez que los fondos robados, convertidos ilegalmente o tomados ilegalmente de México (por García Luna) y que estuvieron en Estados Unidos, con el fin de ocultar y asegurar aún más los fondos robados y evitar y obstaculizar las acciones correctivas y recuperativas de las autoridades mexicanas, los demandados, crearon y mantuvieron una empresa que consistía en una red de coconspiradores y múltiples entidades ubicadas en Florida y en otros lugares”.

Posteriormente el documento detalla que “utilizaron esas entidades y los fondos robados, ilegalmente convertidos o tomados ilegalmente del gobierno de México que habían sido transferidos y recibidos en los Estados Unidos para: adquirir una participación en al menos 30 entidades (empresas) y en al menos treinta propiedades inmobiliarias”.

Y es por eso que las autoridades mexicanas buscan “recuperar al menos 250 millones de dólares robados al gobierno de México por su ex secretario de Seguridad Pública Genaro García Luna y sus cómplices que ocultaron los fondos robados al gobierno de México y el producto del mismo y obstaculizó su recuperación al lavar el producto mediante la transferencia de los fondos robados fuera de México a cuentas bancarias en Barbados, Estados Unidos y otros lugares. García Luna y sus cómplices cometieron estos actos, al menos en parte, mientras se encontraban en el condado de Miami-Dade, Florida”.

Pues “Como se describe en este documento, García Luna y sus cómplices utilizaron estos fondos robados para adquirir, controlar y/o mantener una empresa grande y sofisticada de lavado de dinero, principalmente a través de la compra y mantenimiento de bienes muebles e inmuebles ubicados en Florida y en otros lugares. Cantidades significativas de los bienes inmuebles adquiridos en el plan de lavado de dinero se encuentran en el condado de Miami-Dade, Florida”.

Con información de La Jornada.