En sexenio de EPN, Pemex malbarató dos plantas de hidrógeno importantes para refinerías

Rocío Nahle, titular de la SENER reveló que durante la gestión del Expresidente Enrique Peña Nieto, Pemex, malbarató dos plantas de hidrogeno mismas que son necesarias para poder operar las refinerías.

En lo que respecta a la planta en Tula, cerca de la refinería en esa localidad, la funcionaria declaró que se dio en adjudicación directa de entre Pemex Transformación Industrial a la empresa de origen francés Air Liquide México en agosto de 2017, por un costo de 51.5 millones de dólares (mdd) más IVA.

Aunado a ello, se firmó un contrato con la compañía para que por un periodo de 20 años años surta 81,000 millones de pies cúbicos de hidrógeno a cambio de que PEMEX pague lo equivalente a 1 mdd por mes reciba o no el elemento.

Con la refinería de Cadereyta, se hizo el mismo proceso de venta, no obstante no se concluyó debido a que el gerente no firmó, pues se había pagado para que la planta se rehabilitara y no se hizo.

Por otra parte, la planta de hidrógeno de la refinería de Madero también se vendió, fue adquirida por la empresa Linde Hidrógeno con un costo de 31.89 mdd más IVA.

Al igual que con la planta de Tula, se signó un contrato que obliga a la refinería de Madero a pagar el equivalente a 16 millones de pesos por mes para que surta hidrógeno, con la misma cláusula de que se ocupe o no, un volumen por 42 millones de pies cúbicos por 20 años.

En este sentido, Nahle comentó  que en la actualidad se está revisando la necesidad de que se tenga una planta de hidrógeno en la refinería de Salina Cruz y se ha cotizado un costo de 100 mdd. 

Con información de Forbes