Con UNOPS se ahorraron 11 mil mdp por compra consolidada de medicamentos

Durante la conferencia mañanera de este jueves, el Presidente Andrés Manuel López Obrador dio a conocer que se obtuvo un ahorro por 11 mil millones de pesos que seguirá creciendo, por la utilización del mecanismo de la Oficina de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (UNOPS, por sus siglas en inglés), para realizar una compra consolidada de medicamentos en todo el mundo.

El mandatario sostuvo que “Tenemos este mecanismo con la ONU, se están comprando los medicamentos, ya están llegando los medicamentos, no van a faltar los medicamentos y estamos ahorrando. De manera certificada, podemos decir que hay una ahorro del 20%, hasta ahora 11 mil millones de pesos ahorrados, pero va a crecer el ahorro”.

El Presidente reconoció que el camino no ha sido fácil y agradeció a los médicos, enfermeros y encargados de la distribución del medicamentos en el ISSSTE, IMSS, la Defensa, “porque esto incluye a todo el sector salud del Gobierno Federal, es una compra consolidada para todo el sector salud y vamos avanzando”.

Y es que la política de salud emprendida por los gobiernos anteriores, dejaron en manos de tan solo 10 compañías mexicanas el abasto total de los medicamentos para todo el país, provocando un oligopolio que manejaba precios y disponibilidad a su antojo, cuando muchos de ellos ni siquiera eran fabricantes, sino solamente distribuidores.

Estas empresas que dominaban el mercado vieron en riesgo las excesivas e inmorales guanacias que obtenían lucrando con la salud del pueblo, por lo que, a la llegada de la nueva administración y ante la negativa de ésta a doblegarse a sus pretensiones, boicotearon el abasto de medicamentos, como en el caso de los utilizados para el tratamiento del cáncer pues, protegidos en la ley que prohibía al gobierno comprar en el extranjero, evitaron que el sector salud tuviera acceso a la medicina necesaria para tratar diversos males.

Pero con la derogación de dicha ley y con el apoyo de mecanismos como el UNOPS, ahora nuestro país está en libertad de adquirir todas sus necesidades de salud pública en cualquier parte del mundo, obteniendo así no solo la garantía de abastecimiento permanente, sino hasta mejores precios, generando importantes ahorros para todos los mexicanos.